NUEVA YORK -- J.J. Hardy y Adam Jones conectaron cada uno jonrones de tres carreras en una ofensiva relámpago en la séptima entrada y los Orioles de Baltimore ganaron el domingo 7-3 a los Yanquis de Nueva York.

Con el triunfo, los Orioles evitaron la barrida en un duelo entre contrincantes que disputan un lugar de comodín para la postemporada.

Baltimore sólo había conseguido tres imparables en el partido que perdió el sábado por blanqueada.

En el encuentro del domingo, los Orioles no habían podido anotarle al lanzador Andy Pettite, de 41 años, en seis capítulos. Sin embargo, desataron su ofensiva de siete carreras contra el lanzador zurdo y los relevistas que carecieron de control.

Michael Morse abrió con un sencillo contra Pettite al iniciar la remontada de una desventaja de 3-0. Adquirido el viernes de Seattle, Morse consiguió dos imparables en su estreno con Baltimore.

Los Orioles se pusieron en ventaja de 4-3 con el vuelacercas de Hardy contra Shawn Kelley (4-2) que alcanzó a pegar en el guante del jardinero derecho Curtis Granderson.

Después de que el relevista Boone Logan toleró un sencillo de toque y concedió una base por bolas, Jones consiguió su bambinazo a lanzamiento de Joba Chamberlain que salió por el jardín central.

El novato Kevin Gausman (2-3), que se llevó el triunfo, trabajó dos episodios sin recibir anotación después de que el abridor Wei-Yin Chen concedió cinco bases por bolas, la cifra más alta de su carreras, en una tarde húmeda.

Gausman había ganado por anterior ocasión a los Yanquis el 28 de junio, cuatro trabajó cuatro entradas un tercio sin recibir anotación.

Por los Yanquis, el dominicano Robinson Canó de 5-0. Alfonso Soriano de 4-1, una impulsada. Alex Rodríguez de 3-0. Eduardo Núñez de 4-2, una anotada.